Culpan a Monsanto de muerte de peces en Cajititlán

Por: Elizabeth Rivera

La empresa transnacional productora de granos Monsanto es una las responsables de la muerte de peces de la laguna de Cajititlán, junto con otras grandes empresas asentadas en la zona, así como las compañías inmobiliarias que desarrollaron la zona sin tratar las aguas residuales, aseveró Felipe Iñiguez Pérez, representante de la Red Cajititlán por un Lago Limpio.

“Primero tenemos a Monsanto, al lado de Cajitilán, la Monsanto tiene una centro latinoamericano de maíces mejorados genéticamente y hace uso de grandes cantidades aerotóxico, esos agrotóxicos, precisamente en esta temporada de lluvias llevan los contaminantes al lago, esa es una de las razones inmediatas que todo el mundo puede ver, no se necesita hacer análisis científico”, comentó el activista.

Otra de las compañías que contaminan indicó es la empresa Peñafiel, “día y noche saca agua de la zona de protección y muy embotelladita la mandan a Estados Unidos, ¿y qué hacen con el agua servida?”.

El entrevistado refirió que la Universidad de Guadalajara y la comisión técnica de saneamiento del Lago de Cajititlán han respaldado con estudios la versión de que los contaminantes de lago provienen de las industrias del corredor industrial de Tlajomulco-Cajititlán.

“Las industrias vierten sus contenidos, pero también las inmobiliarias, en diez años Tlajomulco ha crecido en 300 fraccionamientos y la mayor parte de las inmobiliarias no tratan sus aguas, las mandan, ahí al lago”, expresó.

Agregó que el esfuerzo que se está haciendo para construir plantas de tratamiento, “resulta simplemente un engaño para poder invertir recursos que no sanean el agua”. Señaló que las plantas de tratamientos de aguas residuales que hay en Tlajomulco “no tratan ni el 30 % de todos los materiales que están matando la vida del lago”.

Felipe Iñiguez señaló que no se debe olvidar que el lago de Cajititlán es un lago vivo y no un vaso receptor de residuos.

Cada año, indicó se registran toneladas de peces muertos y las autoridades municipales repiten el discurso de que es un fenómeno cíclico, argumentan que los peces extintos no tienen valor económico y que pese a ello el lago está bien.

“Lo que estamos viendo es que las personas que dicen que no tiene valor comercial la muerte de estos microorganismos es que no tiene ningún sentido de la relación ecológica, cuando se mueren los pequeños es porque los grandes también están afectos”, expuso.

Comentó que a los peces pequeños les llaman loderos porque limpian los contaminantes del lecho y gracias a ello los peces más grandes pueden sobrevivir.

“Al no haber peces pequeños, tampoco hay peces grandes, pero tampoco vamos a haber habitantes, ¿qué relación hay de la muerte de los peces, con la mortandad de las personas que vivimos alrededor del lago? cánceres y enfermedades degenerativas por montón, niños de dos años con enfermedades degenerativas, esa mortandad no es cíclica, es permanente”, aseveró.

Concluyó señalando que la responsabilidad de que el lago esté libre de polución es de todos, de los habitantes, de las autoridades y de las empresas.

https://cronicadesociales.org/2015/08/21/culpan-a-monsanto-de-muerte-de-peces-en-cajititlan/