Jornadas “SAMIR SOMOS
TODAS Y TODOS”
COMBO POR LA VIDA: DICIEMBRE
DE RESISTENCIA Y REBELDÍA

“¿Y de qué nos han servido sus promesas?”: reclamo de familiares de jóvenes desaparecidos en Teocaltiche (Jalisco)

Foto: Christian Cantero

“Alfaro nos dijiste que el viernes tendrías noticias sobre nuestros hijos, pero es sábado y aún no tenemos nada. Sal y da la cara”, reclamó al gobernador de Jalisco, la madre de Daniel Rodríguez Sandoval, quien desapareció junto con Brayan Eduardo Medina Carrillo, el pasado 18 de julio cuando fueron a trabajar a Teocaltiche, Jalisco.

Su exigencia se dio, una vez más, frente a Casa Jalisco donde ahora el gobernador, Enrique Alfaro, no salió como sí lo hizo el 30 de julio, día en que prometió que tendría respuestas sólidas sobre la localización de ambos jóvenes, pero no pasó nada.

Sin embargo, este 1 de agosto, las madres de Daniel y Brayan, no llegaron solas al que se supone es la casa de las y los jaliscienses, pues en una “Caravana por los desaparecidos de Teocaltiche” se hicieron acompañar por los familiares de Vanesa Liseth Martínez Zepeda y Omar Leonel González Ornelas, quienes también desaparecieron  en ese municipio, el 22 de junio. 

Los teléfonos celulares de todos estos jóvenes tuvieron como último registro una  misma ubicación en la colonia El Tanque en Teocaltiche, pero de la Fiscalía del Estado de Jalisco, les han pedido que les tengan fe porque ya están investigando ese lugar.

Dalia Souza y Darwin Franco/ Zona Docs

“¿De qué nos sirvió que saliera Alfaro el otro día? De nada porque seguimos igual sin saber de nuestros hijos… de qué nos sirven sus reuniones o sus promesas sino investigan nada… quieren que todo lo hagamos nosotros… pero ya les dimos pistas y no vemos nada de resultados”

exclamó con rabia Araceli, madre de Daniel Rodríguez Sandoval, frente a las puertas de Casa Jalisco. A ella fue a quien directamente el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, le prometió resultados en la búsqueda de su hijo; sin embargo, ella cree que fueron falsas promesas para calmar las manifestaciones que han realizado desde que desaparecieron Daniel y Brayan.

El día que debieron tener noticias sólo tuvieron una reunión el Fiscal General, Gerardo Octavio Solís, y la Fiscal de Desaparecidos, Blanca Trujillo, de la cual no se obtuvo nada:

“ayer estuvimos con ellos, pero haga de cuenta que sólo se sientan ahí a escuchar, pero no nos dicen nada de avances ni qué ha pasado con todo lo que les hemos aportado… en mi caso han ignorado que a mi hijo, Omar Leonel, y a Vanesa, su pareja, los detuvieron los policías municipales… pero ni siquiera han ido a revisar qué pasó con ellos. Dicen que avanzaron porque intervinieron la policía de Jalostotitlán, pero nuestras desapariciones no ocurrieron ahí, sino en Teocaltiche y ahí ni han tocado a la policía”

Dijo con coraje Leonor, madre de Omar Leonel González Ornelas, quien desapareció junto con Vanesa Liseth Martínez Zepeda,  el 22 de junio mientras viajaban juntos en un vehículo rumbo a Teocaltiche; según han informado sus familiares, ambos fueron detenidos arbitrariamente por policías y llevados a la comisaría de Teocaltiche donde existen registros de que permanecieron 15 horas en sus instalaciones. Sin embargo, durante las primeras 72 horas, la corporación negó cualquier información sobre su paradero.

“Yo insistí en la reunión con el Fiscal sobre el tema de los policías, pero hacen como si no supieran nada o se hacen que no saben; la Fiscal Blanca tampoco dice nada sobre ese tema, ni tampoco sobre la conexión de nuestros casos con los de los muchachos (Daniel y Brayan), pues sus celulares marcaron como última ubicación una misma colonia, pero no han ido a investigar en la zona… ahí pueden estar los cuatro”, explicó Leonor.

Dicha colonia está a cinco minutos de la Comisaría de Seguridad Pública de Teocaltiche. De acuerdo a los testimonios de las familias de los cuatro jóvenes desaparecidos en Teocaltiche no es casualidad que en esa misma colonia se tengan los últimos registros de los teléfonos celulares, así lo señala Leonor:

“Ya anduvieran ahí investigando, no se vale que no nos hagan caso… no sé por qué no van ahí e investigan, no más se nos quedaban mirando y nos pedían que les tuviéramos paciencia y fe, pero les hemos tenido demasiada paciencia porque cada día que pasa mi hijo, mi nuera y los hijos de las señoras están en riesgo… ahí tienen un punto, así que sólo pido que vayan a investiguen o que me den el papel y yo mismo voy y me meto”.

La presencia de estas familias frente a Casa Jalisco se dio en el marco de la convocatoria: “Caravana para exigir la aparición con vida de Vanesa, Omar, Bryan, Daniel”, a la que se sumaron también integrantes del colectivo Entre el Cielo y Tierra y diversos ciudadanos preocupados por el aumento de las desapariciones en la entidad, las cuales en lo que van del año -conforme al Registro Nacional de Personas Desaparecidas y No Localizadas- suman 637 desapariciones (555 hombres y 82 mujeres).

“VIVOS SE FUERON, VIVOS LOS QUEREMOS”

La Caravana inició en la Glorieta de las y los desaparecidos de Jalisco y tuvo como punto final Casa Jalisco, sitio que durante esta pandemia ha concentrado múltiples manifestaciones en el estado.

Alrededor de 200 personas se congregaron para marchar juntos a pie, en carro o en bicicleta bajo una misma consigna: “Vivos se fueron, vivos los queremos”, frase que las familias de Brayan y Daniel han impulsado en las cerca de ocho manifestaciones que han realizado desde que los dos jóvenes dedicados a la compra-venta de chatarra desaparecieron.

A esta convocatoria acudieron las integrantes de la familia Camarena Ávalos quienes buscan a: José de Jesús Martínez Camarena, Oswaldo Javier Ávalos Camarena, Tonatiuh Ávalos Camarena y Ernesto Padilla Camarena, quienes fueron desaparecidos por policías municipales de Ocotlán  alrededor de las 10:30 de la mañana del 19 de diciembre de 2019, pero también estaban ahí por Lucero Ávalos Camarena, de 26 años, a quien un par de hombres la subieron contra su voluntad a una camioneta gris tipo Mitsubishi en los cruces de la carretera a Chapala y avenida Periférico Sur en el municipio de Tonalá, el 6 de junio de 2016.

Su madre Guadalupe y la hermana de estos cinco amores desaparecidos, Mayra, marcharon a pie durante todo el recorrido mostrando la foto de cada uno de los hermanos: “¿Cómo quiere que esté?, pero aquí ando buscando a mis muchachos”, contó Guadalupe.

Ella en los cuatro años de buscar a Lucero y en los ocho meses de búsqueda de José de Jesús, Oswaldo Javier, Tonatiuh y Ernesto ha obtenido muy poco de la Fiscalía, sus ministerios públicos y policías investigadores, a quienes cada vez que les pide que vayan Ocotlán a investigar la zona donde pudieron haberse llevado a sus hijos le dicen: “¡Qué allá por seguridad,  ni se meten!”, o cuando les ha solicitado realizar un operativo en Puerto Vallarta para seguir una pista sobre un posible paradero de Lucero le señalan: “Tenga paciencia, pronto lo haremos”.

Hasta ahora ninguna de sus peticiones se han llevado a cabo.

En el recorrido de la Caravana por las calles de Guadalajara destacaba la energía y compromiso de niñas y niños que sostenían con fuerza las fotos de sus familiares; entre ellos, estaba Camila que con megáfono en mano encabezó muchas de las consignas.

A sus 10 años de edad, ya sabe lo que es tener un primo desaparecido.

La Caravana concluyó en Casa Jalisco que se encontrada cercada con vallas metálicas; afortunadamente, ahora no mandaron a los granaderos a intentar detener la manifestación por las y los desaparecidos, como sí ocurrió hace una semana; sin embargo, en la primera hora nadie atendió a las familias… después salió un funcionario que de manera despótica señaló que no había razón para estar ahí porque el gobernador Alfaro no se encontraba en Casa Jalisco.

Así que detrás de las vallas de seguridad, las familias desbordaron sus emociones gritando:

“¡Sal Alfaro, por qué no das la cara!”, “¡Qué salga el gobernador a responder qué pasa con nuestros desaparecidos!”, “¡Queremos justicia, justicia, justicia!”

Las familias con plena dignidad insistieron en que no abandonarían la protesta hasta que alguien con rango pudiera escucharles y atenderles; así fue como después de dos horas llegó al lugar la mismísima titular de la Fiscalía Especializada en Personas Desaparecidas, Blanca Trujillo, a la que recibieron con enojo:

“Queremos acciones Fiscal, a nosotros de qué nos sirve su palabrería”, le reclamó Araceli, madre de Daniel.

“Así es, estamos aquí porque no nos han dado información de nada, queremos que nos digan qué están investigando”, le replicó Leonor, madre de Omar Leonel.

A la que la Fiscal contestó:

“Créanme cuando les digo que sí estamos investigando para encontrar a sus hijos, les juro que no es palabrería, no tengo porque mentirles, pero sabemos que nada es suficiente si no encontramos a sus hijos, pero créame que sí estamos trabajando. Incluso, ahora hay un fuerte operativo de 85 personas en Teocaltiche investigando”

Sin dar detalles de dicho operativo aludiendo al sigilo de los casos, la Fiscal Trujillo y su asistente hablaron con cada una de las familias presentes, tomaron notas y agendaron citas para “trabajar personalmente cada caso”, pero Araceli, madre de Daniel, ya no se fia de sus promesas porque eso mismo le dijo el gobernador Alfaro:

“Esperemos sea verdad lo que nos dijo la Fiscal, pero yo ya no me la creo porque hasta ahora de nada me han servido las promesas que el gobernador nos hizo el otro día que sí quiso salir a platicar con nosotros. Ya no queremos promesas, sino acciones”.

https://www.zonadocs.mx/2020/08/01/y-de-que-nos-han-servido-sus-promesas-reclamo-de-familiares-de-jovenes-desaparecidos-en-teocaltiche/