FESTIVAL DE CINE
PUY TA CUXLEJALTIC

Escuelas de BC sin insumos

Tijuana, Baja California, 6 de julio de 2018. Bodega con insumos para escuelas, ubicada en la Zona Este de la ciudad.
Foto: ZETA/Alejandro Gutierrez Mora

Julieta Aragón

Los artículos de limpieza y papelería fueron de mala calidad e insuficientes en 2017; este año no se han terminado de repartir, lo que son violaciones a las licitaciones. En 2018 disminuye recurso para PIMMEE, pese a que Federación aporta 11 mil 202 millones 230 mil 228 pesos para el fondo que lo financia

A nueve años de que el ex gobernador de Baja California, José Guadalupe Osuna Millán, instauró el programa Becas Progreso para evitar que los padres de familia pagaran cuotas que sufraguen insumos de mantenimiento en las escuelas públicas, existe el riesgo de que tales aportaciones vuelvan a solicitarse para el ciclo escolar 2018-2019.

Es un acuerdo que se está analizando en las asambleas de padres de familia ante la carencia de insumos de papelería y limpieza durante el ciclo 2017-2018, manifestó Armida Guadalupe Acosta García, directora de la Escuela Primaria “Josefa Ortiz de Domínguez” turno vespertino.

Según la entrevistada, en octubre de 2017, el Instituto de Servicios Educativos y Pedagógicos (ISEP) le entregó 8 mil 190 pesos, monto que equivalió a menos de la tercera parte de lo que se recibía en años anteriores, ya que la autoridad proporcionaría los insumos de papelería y de limpieza.

En noviembre de ese año, ISEP le entregó, por medio de la empresa Proveeduría La Loma, S de RL de CV, los siguientes insumos:

* 27 paquetes de 500 hojas blancas

* 9 cajas de grapas

* 9 cajas de lápices

* 9 cajas de plumas de tinta azul

* 9 carpetas blancas con mica

* 9 cintas adhesivas de 19×33 milímetros

* 9 cintas adhesivas de 2 pulgas de ancho

* 9 piezas de corrector líquido

* 9 piezas de pegamento líquido

* 9 cajas de clips

* 9 cajas de marcadores para pizarrón

* 27 marca textos fluorescentes de color amarillo

* 450 bolsas para basura

* 9 galones de cloro

* 9 galones de jabón líquido para manos

* 12 galones del limpiador multiusos

* 9 escobas

* 9 trapeadores

* 54 rollos de papel sanitario.


Foto: Cortesía.- En instalaciones de ISEP se reparte material, pese a que la licitación establecía que la empresa tendría que repartir a las escuelas.

Insumos que no fueron suficientes para abastecer a la escuela, con una matrícula de alrededor de 200 alumnos, aunado a que muchos de los productos fueron de mala calidad, sobre todo el cloro y el multiusos, dijo la profesora.

“Tuvimos que pedir papel sanitario a los papás, porque ya no teníamos para terminar el ciclo escolar”.

Por otro lado, apuntó que el recurso de ese programa también se aprovechaba para hacer obras de infraestructura como desazolvar y/o cambiar los inodoros e impermeabilizar, pero “ahora la autoridad viene, hace la revisión y dice ‘falta pintura’. La pintura es irrelevante cuando se está mojando el aula, o el cambio de lámparas es irrelevante cuando todas las tazas de los baños están en malas condiciones”.

Para Enrique Murray Alcántar, supervisor federal de la zona escolar Número 30 de primarias, la situación afectó a las más de 3 mil 100 escuelas de Baja California, ante la opacidad en el manejo de los fondos.

“El año pasado dieron 60 por ciento del recurso que les tocaba a las escuelas en unas compras consolidadas, con un cloro de pésima calidad, papel lleno de suciedad de animales, y plumones secos que no pintaban”, acusó.

Mientras que el 40% restante se los dieron en dinero en noviembre, para que en ese mismo mes presentaran facturas, pese a que el año fiscal empieza en enero.

Recordó que los supervisores federales se acercaron en mayo de 2018 con Miguel Ángel Mendoza González, secretario de Educación y Bienestar Social del Estado, para manifestarle la inconformidad de los directores, y aunque de inicio les aseguró que cambiaría las reglas, meses después “se ha negado a atendernos”.


Foto: Alejandro Gutiérrez Mora

Por esa razón, el 24 de junio, la Coordinación Estatal de la Comisión de Supervisores publicó un desplegado, dirigido al gobernador Francisco Vega de Lamadrid y con copia al secretario de Educación federal, Otto Granados Roldán, para exigir se regrese al esquema de operación del Programa Becas Progreso, se eliminen las compras consolidadas y el reembolso de las facturas, entre otros puntos.

Respecto a la inconformidad de los profesores sobre los insumos del año pasado, Mendoza González, titular del Sistema Educativo Estatal, reconoció la situación al manifestar que en 2018 se “cuidó” el proceso de las licitaciones para que los insumos “se entregaran –a diferencia del año pasado- etiquetados, con especificaciones y sobre todo, sean productos de buena calidad”. Además, aseveró que “en Baja California están prohibidas las cuotas, y no vamos a permitir que se vuelvan a cobrar”.

CAMBIA PROGRAMA BECAS PROGRESO AL FINANCIAR RECURSOS FEDERALES

En 2008 se estableció el Programa Becas Progreso, mediante el fideicomiso del Programa de Insumos y Mantenimiento para el Mejoramiento del Entorno Educativo (PIMMEE), como una entidad paraestatal que otorgaba 420 pesos por cada alumno en escuela general y 750 pesos por estudiante en escuelas de tiempo completo.

La estrategia, vista como un logro de la administración panista, inició con 200 millones de pesos para abastecer a las escuelas de materiales de limpieza y oficina, así como agua para consumo humano.

Pese a que de 2009 a 2016 se ejercieron 2 mil 616 millones de pesos y la autoridad presumió los resultados, al inicio de 2016 se hizo una reingeniería en la administración pública estatal que llevó a cambiar el esquema de financiamiento.

Sobre ello, Rocío López Gorosave, secretaria de la Comisión de Hacienda del Congreso del Estado, explicó que al entrar en vigor del Fondo de Aportaciones para la Nómina Educativa y Gasto Operativo (FONE), que tiene reglas estrictas de aplicación y comprobación del gasto, quedaron fuera importantes conceptos de pago de Diferencial de Retiro.

“Ante esa situación y con la limitante de excedentes de recursos estatales para atender los conceptos que ya no contempló el FONE, se tomó la decisión a nivel superior de que el recurso estatal destinado al PIMMEE se destinara al pago del Diferencial de Retiro y Prepa para Todos; y atender con recursos del FONE las necesidades de las escuelas” de educación básica.

En declaraciones a la prensa en 2016, Mario Herrera Zárate, entonces titular de la SEE, afirmó que por las dificultades que los directores de las escuelas y las sociedades de padres de familia tenían para facturar los servicios e insumos, la dependencia optó por la creación de un fondo social y compras consolidadas que abaratarían los costos.


Enrique Murray, supervisor escolar, acusa de opacidad en manejo de fondos del PIMMEE

A decir del secretario de Educación actual, Miguel Ángel Mendoza González, esta modificación no es producto de la Reforma Educativa, sino de la Reforma Hacendaria de 2013 e implica que los recursos del FONE, no puedan ser transferidos a las escuelas, como antes se hacía, por lo que se deben hacer licitaciones.

Información obtenida por ZETA vía Transparencia Pública, indica que al cierre del ejercicio 2016, el fideicomiso del Programa Beca Progreso recibió 106 mil 494 millones 953.67 pesos, de los cuales 98 mil 269 millones 987 pesos provenían del Gobierno del Estado; 7 mil 215 millones por devolución de recursos no ejercidos; 619 mil 546 pesos por intereses bancarios; y 390 mil 260 pesos como una aportación especial del ISEP.

En total, el presupuesto asignado para el PIMMEE en 2016 fue de 147 mil 301 millones 589 pesos, mientras que para 2017 se elevó a 371 mil 802 millones 664 pesos; sin embargo, en 2018 se redujo a 333 mil 931 millones 084 pesos.

Catalino Zavala Márquez, presidente de la Comisión de Educación del Congreso estatal, comentó que la diferencia presupuestal entre 2018 y 2017 se debe a que la autoridad así lo planteó, ya que “en teoría iba a haber un ahorro, porque harían compras consolidadas, pero básicamente no se dio ningún ahorro. Más bien hace falta recurso”.

Lo anterior, pese a que la Federación aumentó el fondo para Baja California por el FONE en 2017 y 2018, que fue de 10 mil 724 millones 574 mil 776 pesos y de 11 mil 202 millones 230 mil 228 pesos, respectivamente.

Si bien, la mayor parte de estos fondos se emplea para pagar la nómina magisterial, la bolsa para gastos, que incluiría el PIMMEE, fue superior en casi 50 millones de pesos en 2018 que el año anterior, cuando se tuvieron mil 043 millones 648 mil 899 pesos.

Según el legislador, la situación más preocupante se suscitó en escuelas de San Quintín que quedaron fuera del PIMMEE y no recibieron insumos en octubre de 2017.

En contraste, Nicolás Quintero Rusel, director de Programas de Apoyo de Infraestructura Educativa del SEE, negó que se haya dejado fuera a escuelas de esa localidad de Ensenada.

“Lo que pasa es que se trabajó de manera distinta, con ellos se trabajó a través del reembolso, es decir, ‘tienes alguna necesidad, busca la manera de solventarla, tráeme la factura y te la pago’”. Actualmente se reconsideró el programa y se entregó material de limpieza a las escuelas al sur de ese municipio.


Foto: Jorge Dueñes .- En 2017, los insumos de limpieza fueron de mala calidad e insuficientes.

Además, el PIMMEE contempla recurso para otros rubros como pago del seguro escolar y servicios de telefonía e internet, fotocopiado y fumigación. Este último también es insuficiente, consideró Rafael Vázquez Yef, inspector estatal de la Zona XVI, toda vez de que se efectúa dos veces al año.

Mientras tanto, continúa el reembolso para adquirir agua de consumo humano en todas las escuelas del Estado, así como material de limpieza y papelería en centros de apoyo, derivando que 17 supervisores estatales se inconformaran en un documento dirigido a José Alberto Vázquez Cerecer, coordinador de Mejoras en Centros Educativos, entregado el 21 de junio de 2018. En él urgen a ISEP informar por qué los recursos a estos centros no han sido distribuidos en el último periodo del ciclo escolar 2017-2018.

Por otro lado, Quintero Rusel detalló que este año, el recurso destinado del PIMMEE para adquirir papelería disminuyó 2.6 millones de pesos, y para materiales de limpieza, 18 millones de pesos. Mientras que el fondo destinado para adquirir agua para consumo humano, aumentó 4.7 millones de pesos y la renta de multifuncionales, 34.8 millones de pesos, comparado con 2017.

Tanto Quintero Rusel como Zavala Márquez, se mostraron a favor de ampliar el presupuesto del PIMMEE. El legislador añadió que se está considerando volver a manejar el esquema anterior, “sería lo más práctico y accesible para todas las escuelas, ya que los directores y padres de familia podrían definir las prioridades de las escuelas y no las decidirían desde Mexicali”.

PERSISTEN IRREGULARIDADES EN LICITACIONES DEL ISEP

Las dos licitaciones para comprar insumos de limpieza y papelería para el PIMMEE, efectuadas por la Oficialía Mayor del Gobierno del Estado, encabezada por Loreto Quintero Quintero, han reportado irregularidades que hasta el 11 de julio de 2018 no se habían traducido en sanciones para las empresas y/o funcionarios.

En la licitación LPR-OM-ISEP-132-2017, cuya convocatoria se publicó el 18 de agosto de 2017, resultó ganadora Proveeduría La Loma, S de RL de CV, asignándole un contrato por 53 millones 053 mil 807.56 pesos.

En este caso, la entrega del material a cada una de las escuelas de BC tomó cuatro meses, aun cuando se hizo con 26 vehículos, lapso mayor al estipulado en las bases de la licitación que definían tres entregas de octubre y noviembre de 2017.


Foto: Jorge Dueñes.- Denuncian directivos que no se invierte lo que realmente necesitan las escuelas

Aunado a ello, los insumos proporcionados no fueron de buena calidad, según los entrevistados en este reportaje. Lo que resulta inexplicable, toda vez que la oficial mayor Loreto Quintero y Rutilo Pérez Flores, director de Adquisiciones, dijeron que un procedimiento de las licitaciones, es que esa dependencia y la SEE verifiquen que los productos correspondan a lo solicitado en las bases de la licitación.

Para evitar que nuevamente se adquirieran insumos de mala calidad, Mendoza González aseguró que este año la SEE “estuvo muy pendiente”.

No obstante, en la licitación OM-CONSOL-054-2018, en la que participaron 15 empresas y resultaron ganadoras Soluciones Industriales Científicas y Tecnológicas, SA de CV para el material de papelería; así como Jesús Demian Núñez Camacho y/o Diproser para distribuir productos de limpieza, por un monto total de 45 millones 839 mil 293 pesos, también hubo irregularidades.

Este Semanario consultó a tres empresas participantes de la licitación, quienes por separado indicaron como primera irregularidad el que hubiera dos empresas ganadoras, en lugar de una, como en 2017.

Manifestaron sospechas en torno a la capacidad financiera y de logística de ambas ganadoras. En el caso de Soluciones Industriales Científicas y Tecnológicas, SA de CV, refirieron que es una empresa pequeña que lleva alrededor de 15 años en el mercado y no cuenta con bodegas en Tijuana ni Ensenada.


Foto: Ramón T. Blanco V.- Loreto Quintero Quintero

Según el Registro Público de la Propiedad y de Comercio (RPPC), de la Secretaría de Economía (SE), la compañía es una sociedad entre J. Francisco Vargas Cerrillo y Alicia Rubio Montiel, que tiene como objetivo comprar, importar, exportar y vender al mayoreo o menudeo desde carne, frutas, enseres domésticos, juguetes, muebles, calzado, productos mineros, farmoquímicos, de papel y cuero, dulces y chocolates hasta partes automotrices, y que en su domicilio en Mexicali, es una tienda de ferretería.

Mientras que Jesús Demian Núñez Camacho y/o Diproser, fue desconocida por la mayoría de los consultados. Diproser no se encuentra inscrita en el Registro Público, ni aparece en el Directorio de Establecimientos de la SE.

Acorde al contrato DRMS/028/2018, Núñez Camacho, señaló como giro comercial la instalación de sistemas de aire acondicionado y calefacción, citando como domicilio Bulevar Lázaro Cárdenas número 1001, Colonia Villafontana en Mexicali.

Ubicación que corresponde a la empresa Proyectos y Equipos del Noroeste, SA de CV, cuya administradora es Cynthia Emilia Núñez Camacho, hermana de Jesús Demian. Pero ante el RPPC, la empresa está reportada como una sociedad entre Alfonso López Rojas y Perfecto López Rama, teniendo un máximo de diez empleados.

ZETA acudió a ambas compañías en busca de una entrevista, la cual no fue otorgada. En el caso de Equipos del Noroeste se observó gran cantidad de insumos de limpieza que personal trasladaba en automóviles particulares, sin rótulo, y ningún equipo de refrigeración.

Por otro lado, dos de los consultados coincidieron en señalar que los insumos no corresponden a lo solicitado en la licitación, como muestra de ello el jabón para manos.

En las bases de la licitación se solicitó que el producto fuera líquido, rosa y con aloe, preferentemente de las marcas Clean & Dry o Janitor Jet, y pese a que se está distribuyendo de la primera compañía, el jabón no cuenta con aloe según su propia etiqueta, en la cual se lee que contiene “detergente, agua desnaturalizada, conservador, esencia, color artificial, desinfectante y surfactante”.

“El recogedor tenía que ser de tamaño grande, y están distribuyendo el mediano”, mientras que en sustitución de la escoba tipo almacén de siete hilos y 100% espiga natural, “están entregando una de 20% espiga y lo demás plástico”, que cuesta casi la mitad de la solicitada, afirmó una de las fuentes.

Por otro lado, en las bases de la licitación y el contrato firmado por las empresas ganadoras, se estipula que los insumos deberán ser entregados a todas las escuelas del Estado en dos fases: del 23 de abril al 10 de julio, y del 22 de agosto al 30 de septiembre.

Al 9 de julio, “se habían repartido 5% del total de paquetes de papelería, y 20% de limpieza”, señaló la misma fuente consultada, quien acusó a Josué Espinoza Muñoz, coordinador de Dirección General del ISEP, de instruir para que la empresa distribuya los insumos en las instalaciones de la dependencia, y presionar a los maestros para que acudan por el material.


Ante escasez de material, escuelas podrían volver a cobrar cuotas.

La violación a las bases de licitación fue evidenciada por funcionarios del ISEP durante un recorrido por una bodega usada por la empresa que distribuye el material de limpieza que tampoco lucía rótulo, y que meses antes fue taller mecánico. Ahí, funcionarios informaron a este Semanario que al 6 de julio la compañía solo lo había entregado a 109 de 947 escuelas de Tijuana.

“Algunos maestros están viniendo a recoger el material al almacén del proveedor, y el que lo desee, está viniendo al departamento”, como una manera de apoyar para que el proveedor y el ISEP entregaran los paquetes antes del 10 de julio.

A decir de la fuente cercana a la licitación, permitir que Jesús Demian Núñez Camacho o Diproser no entregue a las escuelas representa un ahorro de hasta 7 millones de pesos para la empresa, y que el Estado pague por un servicio que no se proporcionó.

ZETA cuestionó tanto a la oficial mayor, Loreto Quintero, como al director de Adquisiciones, Rutilo Pérez Flores, respecto a si existe conflicto de interés en que la empresa Clean & Dry fuera referencia en el jabón líquido de manos y participara en la propia licitación, lo que ninguna otra de las marcas de referencias hizo. A lo que contestaron que la Ley no permite establecer marcas en esos procesos y, aunque se fijó como referencia, tampoco implica que deba comprarse ese producto.

http://zetatijuana.com/2018/07/escuelas-de-bc-sin-insumos/