FESTIVAL DE CINE
PUY TA CUXLEJALTIC

Estudiantes del Instituto de Investigación en Humanidades y Ciencias Sociales de la UAEM Morelos luchan por la educación pública

Colectivo Grieta / 19 septiembre 2018

Los estudiantes del Instituto de Investigación en Humanidades y Ciencias Sociales (IIHCS) de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM) se mantienen en paro activo de labores desde el pasado lunes 10 de septiembre de 2018. El paro estudiantil se desató el pasado 10 de septiembre a raíz de la aguda crisis financiera que atraviesa la Universidad Autónoma del Estado de Morelos, en una crisis que se viene arrastrando desde hace varios años a causa el déficit presupuestario con el que tiene que lidiar la universidad. Los estudiantes se encuentran en lucha por un amplio pliego de demandas que abarcan desde financiamiento suficiente y una correcta administración de la Universidad, hasta la necesidad de acabar con el acoso a los estudiantes; demandan además que los sueldos y prestaciones de los trabajadores de la Universidad sean financiados a través del cobro de impuestos a los grandes grupos financieros y empresariales. Así, los estudiantes han iniciado un complejo proceso organizativo que apunta hacia las causas de la crisis, parando las actividades de IIHCS incluso antes de que se cumpliese el emplazamiento a huelga para este 20 de septiembre planteado por parte de los trabajadores de la UAEM.

El año pasado la situación económica de la UAEM ya era grave pues más allá de los problemas políticos entre el gobernador del Estado y la administración anterior de la Rectoría, el hecho es que la Universidad ha recibido presupuesto insuficiente para su funcionamiento desde hace tiempo. El año pasado Rectoría anunció que estaba negociando un posible rescate económico con la SEP y Secretaría de Hacienda, al déficit presupuestario se sumó el sismo del 19 de septiembre del 2017 que afectó varios edificios de la Universidad, incluyendo el edificio principal de la sede de Chamilpa. Entre los factores que constituyen el déficit presupuestario está que la SEP no reconoce el total de horas impartidas por el cuerpo de profesores: de 17,000 horas que reporta la Universidad, la SEP reconoce la mitad de ellas, además, a partir de la reforma laboral, el sistema de pensiones resulta insostenible, informaron los directores del Instituto, el Dr. Horacio Crespo y el Dr. Armando Villegas, frente a la Asamblea Estudiantil del Instituto que les exigió información fiel y clara sobre la situación financiera de la Universidad.

El asunto estalló cuando a inicios del mes de septiembre la UAEM fue incapaz de pagar la nómina de la primera catorcena. Lo que provocó que el Sindicato de Trabajadores Académicos de la UAEM (SITAUAEM) declararan un paro de brazos caídos para las jornadas del jueves 6 y viernes 7 de septiembre. El mismo jueves Rectoría emitió un comunicado en el que afirmó que “como resultado de las gestiones realizadas en las últimas fechas, la Federación, a través de la Secretaría de Educación Pública, ha asumido el compromiso de anticipar una parte de la administración correspondiente al mes de diciembre”. Y exhortó a las dirigencias de los sindicatos a levantar el paro de brazos caídos para volver a labores normales. Como respuesta a ello, el sindicato respondió con mover el emplazamiento a huelga hasta un día después de la siguiente catorcena: 20 de septiembre.

Frente a ello, los estudiantes del IIHCS, en el que se imparten las carreras de Letras, Filosfía, Comunicación y Gestión Intercultutal, Antropología e Historia se empezaron a reunir en asambleas para discutir la situación. La primera Asamblea fue convocada por los estudiantes miembros del Consejo Universitario del Instituto y por miembros del Partido Comunista Mexicano. Pero muy pronto, esas instancias de convocatoria fueron rebasadas y dejadas atrás por Asambleas organizadas por colegio. Por acuerdo, los estudiantes de la Asamblea del IIHCS se han declarado en paro activo de labores hasta el 20 de septiembre.

Mientras tanto, arriba, el rector de la Universidad, el Dr. Gustavo Urquiza Beltrán, junto con rectores de otras 9 universidades estatales gestionaban recursos en la cámara de senadores; al mismo tiempo que la Federación Estudiantil Universitaria de Morelos (FEUM) llamaba a una marcha que se realizó el pasado miércoles 12 de setiembre. A esa marcha se sumaron el rector, el colegio de directores y varios trabajadores académicos y administrativos así como muchos estudiantes que llegaron a Cuernavaca en autobuses gestionados por la FEUM. Sin embargo, la Asamblea del IIHCS junto con la Asamblea Interfacultades (conformada por el IIHCS, y asambleas de las Facultades de Psicología, Artes, Biología entre otras) declararon que no marcharían junto con la FEUM. Un estudiante comentó a Grieta sobre esto: “La FEUM es una organización corrupta que sirve de trampolín político para sus miembros que acaban en diputaciones de partidos como el PRI y el PRD”; además nos cuentan estudiantes de la Asamblea del Instituto de Humanidades y Ciencias Sociales: “Manejan un presupuesto de 3 millones de pesos y nosotros no vemos nada de ese dinero nunca, no presentan cuentas, no sabemos en qué lo gastan”.

Otro espacio que se moviliza con cierta independencia dentro la UAEM es el llamado Movimiento Explanada, conformado en su mayoría por Profesores Investigadores de Tiempo Completo. Este movimiento goza de cierta legitimidad al interior de los circuitos académicos de la Universidad, según han comentado a Grieta varios profesores del Instituto de Humanidades. Sin embargo, dicho Movimiento sí participó en la marcha convocada por la FEUM. Un Investigador que participa en el Movimiento Explanada asistió como vocero a la Segunda Asamblea Interuniversitaria realizada el pasado 14 de septiembre en el auditorio Ramón Piña Chán de la ENAH. Ahí nos comentó que él pensaba que si bien es cierto que la FEUM es criticable, “no deberíamos tener divisiones internas durante esta coyuntura”. Además expresó que según su punto de vista, los más golpeados con esta situación son los profesores investigadores de tiempo completo, no los de tiempo parcial, porque “ellos, si quieren pueden trabajar 30 horas fuera de la Universidad, mientras que nosotros estamos perdiendo nuestro espacio de trabajo”.

Los estudiantes de la Asamblea Interfacultades opinan muy distinto, ellos están llamando a organizarse de forma independiente y autónoma. Dicen que no necesitan de esas organizaciones y que eso sólo desprestigia el movimiento. La Asamblea Interfacultades intentó asistir Asamblea Interuniversitaria de la ENAH, según nos comentan estudiantes del Instituto de Humanidades y Ciencias Sociales; sin embargo, el automóvil en el que iban se descompuso a la altura de Tres Marías y no pudieron llegar.
El paro activo de labores lucha por mantenerse a pesar de las dificultades. Han organizado brigadas para visitar otros planteles de la UAEM, incluyendo el de Tlayacapan, Yautepec y Cuautla; además un tianguis cultural en el que hay venta, baile y música, y tienen pensado la realización de círculos de estudio, otros han propuesto la realización de un Coloquio sobre el tema “Movimiento estudiantil y represión”.

No hay noticias sobre la situación del rescate, los trabajadores no saben si van a cobrar la segunda catorcena del mes de septiembre, mientras tanto, el emplazamiento a Huelga sigue planteado para el jueves 20 de este mes. En los pasillos se escuchan rumores que dicen que sí hay dinero, otros, que no hay dinero hasta diciembre- La organización más clara al respecto viene de los estudiantes, no de los trabajadores. Así lo expresa el amplio pliego de demandas que han construido los estudiantes, demandas dirigidas tanto al gobierno federal, la Rectoría de la propia UAEM, así como al SITAUAEM.

Entre las demandas contenidas en el Pliego Petitorio de la Asamblea Interfacultades del IIHCS, se exige al gobierno federal que garantice el presupuesto necesario para la educación pública; que se garantice la infraestructura económica y administrativa para el correcto funcionamiento de la Universidad, a la Secretaria de Hacienda se le exige que sea consecuente al cobrar impuestos a los grupos empresariales del país además de la cobertura total de los sueldos y las prestaciones de los trabajadores de la Universidad. A la Rectoría de la UAEM, el Pliego le demanda que presente cuentas claras de las finanzas de la Universidad, además de exigirle el “cese de la actitud tutelar que limita la participación estudiantil en la toma de decisiones sobre el rumbo de la Universidad en asuntos académicos”; además demanda la prohibición de la presencia de autoridades externas como policía estatal y ejército dentro de las instalaciones de todos los planteles de la universidad; demandan también, la disminución de cuotas de los cursos propedéuticos y de los servicios escolares como constancias, revalidación de materias, entre otros procesos administrativos. Finalmente al SITAUAEM le exigen colaboración en los procesos de formación y actualización de profesores; así como la toma de medidas firmes en contra del hostigamiento y acoso a estudiantes por parte de docentes y el cese del encubrimiento de estos casos.
El martes 18 de septiembre, mientras se redactaba esta nota, se realizaba una Asamblea Interfacultades en la Facultad de Psicología para decidir los siguientes pasos en la lucha.